Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de cookies.
X
Inicia sesión en FR9.es X
Al registrarte, aceptas nuestros Términos de uso y condiciones.
Puedes encontrar más información en nuestra Política de Privacidad.

¿Cómo jugar a Parchís? - Reglas del Parchís

Índice

1.- Las Reglas del Parchís

2.- Cómo Jugar al Parchís: paso a paso

3.- Cómo Jugar al Parchís online

4.- Trucos para ganar al Parchís

5.- La historia del Parchís

¿Sabías que el parchís no nació como un juego de mesa? El comienzo del juego data del siglo XVI, cuando se jugaba con personas reales sobre un “tablero” pintado en el suelo. Es uno de los juegos de mesa más populares del mundo y en este tutorial encontrarás todo lo que debes saber para Jugar al Parchís de forma correcta, conocer las principales reglas y las mejores estrategias para ganar al parchís 

El parchís es un juego muy entretenido en el que deben jugar, como mínimo, 2 personas. El tablero estándar es de 4 jugadores, pero puede extenderse hasta 6 u 8 dependiendo del tablero. Si quieres conocer todos los secretos del parchís estás en el lugar indicado.

Las Reglas del Parchís

El parchís puede ser un juego sencillo si ya sabes cómo funcionan todas sus reglas. Si todavía no las conoces al 100% necesitarás echar un vistazo a esta lista para aprender a jugar de la mejor forma.

Estas son las principales reglas del parchís que debes conocer antes de comenzar a jugar o comenzar a leer este tutorial para aprender a jugar al Parchís.

Jugadores

El más común es el juego con 4 jugadores. Puede haber más o menos dependiendo del tablero. El mínimo de personas que pueden iniciar una partida de parchís son 2 y el máximo depende del tablero que se emplee.

Es obligatorio que cada jugador tenga un color asociado, uno o dos dados y las fichas correspondientes. La posición de los jugadores en el tablero o la elección del color es indiferente y suele darse por la preferencia de los jugadores.

Fichas y dados

Cada jugador debe tener 4 fichas del color que previamente ha elegido. Se puede jugar con menos fichas si se quiere, algo que hará las partidas más rápidas. El juego oficial requiere de 4 fichas por jugador.

Se puede jugar con 1 o 2 dados dependiendo de la velocidad y la complicación de la partida. Las partidas con un solo dado son más sencillas y más lentas. Si juegas con dos dados la partida pasará a ser más técnica y rápida.


Movimientos de fichas

Si juegas con un solo dado debes mover la cifra que te haya salido siempre en una sola ficha: no se pueden dividir la tirada en varias fichas. Si juegas con dos dados podrás dividir los movimientos en dos fichas.

Siempre que salga un 5 y tengas una ficha en casa tendrás que sacarla de casa obligatoriamente. Si sacas dos 5 y tienes dos fichas dentro de casa tendrás que sacar las dos obligatoriamente.

Si obtienes un 6 o un doble 6 vuelves a tirar otra vez después de mover. Si sacas dobles también vuelves a tirar después de mover.

Si completas el recorrido con una ficha debes avanzar obligatoriamente 10 casillas con una de las restantes. Si comes la ficha de un oponente avanzarás obligatoriamente 20 casillas con una de tus fichas. Este movimiento no se puede dividir entre varias fichas.

Puentes y barreras

Se crea un puente cuando en una casilla hay dos fichas del mismo color o de diferente color. Para que dos fichas de diferentes colores estén en la misma casilla debe ser una casilla seguro.

Nadie puede saltarse el bloqueo de un puente hasta que este se rompa. Una barrera puede romperse de forma voluntaria u obligatoriamente si uno de los jugadores implicados saca un doble.

Si dos jugadores están haciendo barrera en la casilla de salida de un jugador y este saca una ficha puede elegir cuál se come.

Llegadas

Las fichas solo pueden entrar en las casillas de llegada de cada color. Ningún otro jugador puede acceder a esta zona del tablero y cuando una casilla entra no puede salir.

Ganará la partida el jugador que consiga meter todas sus fichas en la última casilla de llegada que forma una de las 4 partes del cuadrado central. Cuando un jugador gana se pueden seguir disputando el segundo y tercer puesto.

Cómo Jugar al Parchís: paso a paso

Si quieres saber cómo se juega al parchís estás en el lugar correcto. Vamos a desgranar, paso a paso, todo lo que debes saber para jugar de forma correcta. El parchís puede parecer un juego muy sencillo, pero se esconden muchos trucos y estrategias en su tablero y sus movimientos.

Lo primero que debes plantearte cuando juegas al parchís es si de verdad estás jugando al parchís. Existen dos modalidades reconocidas en todo el mundo: el parchís y el superparchís. La diferencia entre ambas está en la cantidad de dados con la que se juega cada turno.

  • Parchís: se juega con un solo dado en cada turno.
  • Superparchís: se juega con dos dados en cada turno.

Las reglas de ambos son bastante similares y solo hay unos pocos cambios en la rotura de puentes o la salida. Nosotros te vamos a enseñar cómo jugar paso a paso al parchís, pero también te dejaremos con lo que debes saber para cambiar ciertas reglas y jugar al superparchís.

Antes de comenzar la partida vamos a explicar los conceptos básicos del parchís para que no tengas ninguna duda cuando estés leyendo el tutorial. Es muy sencillo conocer los elementos del parchís y su función durante la partida.

  • Casa: es la casilla en la que se colocan las fichas iniciales que no están en juego. Por lo general se juega con 4 fichas por jugador. Para sacar las fichas de casa debes sacar un 5 con el dado.

  • Casilla inicial: es la casilla en la que todas las fichas comienzan a jugar. Cuando sacas un 5 en el dado debes colocar una ficha en esta posición. Es un seguro, por lo que nadie puede capturarte o comerte. Hay una casilla inicial para cada color.

  • Casilla seguro: a lo largo del tablero hay varias casillas seguro colocadas de forma estratégica. Si una ficha cae en esta casilla está segura y nadie puede capturarla o comérsela. Dos fichas de diferente color pueden estar a la vez en una casilla segura. Las casillas iniciales hacen las veces de casillas seguras para todos los jugadores.

  • Puente o bloqueo: en todas las casillas del parchís puede haber dos fichas por turno, nunca más. Se considera puente o bloqueo cuando dos fichas del mismo color están en una misma casilla. Este punte bloquea el paso de otras fichas de diferentes colores, las cuales, deben esperar hasta que el bloqueo se rompe. Este bloqueo se rompe obligatoriamente cuando el jugador del bloqueo saca un 6. El bloqueo puede estar en una casilla seguro y ser de dos colores diferentes.

  • Casillas de llegada: cada color cuenta con casillas de llegada en las que entrará tras dar una vuelta completa al tablero con las fichas. En estas casillas no pueden entrar fichas de otros colores, por lo que si consigues meter una ficha estará segura para todo el resto de la partida. La última casilla de llegada es la meta y el objetivo del juego es introducir todas tus fichas en este lugar antes que el resto de jugadores.

  • Captura: cuando una ficha de un color llega a la misma casilla que otra ficha de diferente color se considera como una captura. La ficha que estaba previamente en la casilla debe retirarse a casa. El jugador que consigue comer o capturar debe contar obligatoriamente 20 casillas con una de sus fichas si es posible.

Antes de comenzar la partida todos los jugadores de la mesa lanzarán un dado sobre el tablero para decidir quién empieza a jugar. El jugador que saque el número más alto comenzará. El siguiente turno irá a parar a la persona que esté a su derecha, es decir, que la partida se jugará en el sentido contrario a las agujas del reloj.

Con todas las fichas en casa los jugadores podrán empezar a tirar el dado comenzando por el ganador de la tirada inicial. El primer jugador tirará el dado sobre el tablero y solo podrá comenzar a jugar si saca un 5. Si saca un 6 en el dado está obligado a repetir la tirada. No podrá sacar ninguna ficha de casa si no saca un 5 en el dado.

El turno pasará al siguiente jugador, el cual, deberá repetir la jugada hasta que alguien pueda comenzar a sacar fichas de casa. Si un jugador saca un 5 está obligado a sacar una ficha de casa si tiene alguna. No puede elegir mover una ficha que esté en el resto del tablero, excepto si no hay ninguna en su casa.

Cuando los jugadores vayan sacando fichas de casa el juego trascurre de forma fluida y por turnos. Cada jugador debe tirar el dado sobre el tablero y mover tantas casillas como números le indica el dado. En el caso del parchís normal no se pueden repartir los números entre fichas, es decir, que si sacas un 6, no podrás repartir el avance de 3 casillas a una ficha y 3 casillas a otra. Sí puedes elegir qué ficha mover con total libertad. Eso sí, recuerda que si sacas un 5, y tienes fichas en casa, debes sacarlas a la casilla inicial. Solo podrás saltarte esta acción si en la casilla inicial hay dos fichas de tu mismo color.

Todos los jugadores deben ir avanzando con sus fichas por el tablero, jugando con las casillas seguras y capturando otras fichas de diferente color. Si consigues capturar una ficha de otro color debes contarte 20 casillas con la ficha que tú elijas. La ficha que has capturado vuelve a la casa del color correspondiente.

Los turnos seguirán avanzando y las fichas comenzarán a estar cerca de dar una vuelta completa al tablero. Las fichas que lleguen a las casillas de llegada no deben seguir por las casillas de color blanco. Pongamos un ejemplo:

  • Imagina que eres el color amarillo y consigues situar una de tus fichas en la casilla 65 del tablero. Si en tu turno sacas un 6 debes avanzar y seguir contando casillas en las casillas de llegada. En ningún momento debes seguir avanzando por las casillas blancas. Con ese 6 del dado conseguirás situarte en la tercera casilla de llegada.

Si tienes una o más fichas en las casillas de meta significa que estás muy cerca de conseguir meter una ficha en la meta. Esta casilla es la última y no podrás avanzar si te pasas de largo con los números del dado. Pongamos otro ejemplo:

  • Estás en la situación anterior y sacas un 4: puedes mover tu ficha con normalidad para avanzar por las casillas de llegada. En el caso de sacar un 6 no podrás avanzar, ya que para entrar en la meta necesitas sacar un 5.

Si sacas un número mayor del que necesitas deberás mover otra ficha. Si no puedes mover otra ficha deberás pasar el turno al siguiente jugador.

Si consigues meter una ficha en la meta estás en la obligación de avanzar 10 casillas con una de las fichas que te quedan en el tablero. Si no puedes hacerlo debes pasar el turno. Esta ficha que ha entrado en la meta queda fuera del juego y ya no volverás a jugar con ella.

El juego sigue avanzando a pesar de que muchas fichas estén en la meta, pues no se declara un ganador hasta que todas las fichas de un mismo color están en la meta. Cuando un jugador consigue este hito se declara ganador y el resto de jugadores pueden seguir la partida para determinar un segundo y un tercer puesto. 

Tipos de tableros con los que puedes jugar

El diseño de los tableros de parchís puede ser muy diferente entre sí, pero todos cuentan con los elementos que te hemos contado. La mayoría utilizan los colores amarillo, rojo, verde y azul, pero puedes encontrar de todo tipo.

Si echas un vistazo a las principales tiendas encontrarás tableros de 4, 6 y hasta 8 jugadores. El clásico es el tablero de 4 jugadores y el que se utiliza en campeonatos internacionales. Comprarlo de 6 u 8 jugadores no conlleva reglas nuevas, simplemente más jugadores, más colores y partidas mucho más largas.

Hay tableros de parchís sencillos y otros que cuentan con dados incorporados y un pulsador. Este cambio tampoco afecta a las normas, reglas o pasos del parchís, por lo que puedes hacerte con el tablero que más te guste.


Cómo Jugar al Parchís Online Gratis

¿No tienes con quién jugar? ¿No tienes un Parchís en casa? Desde hace tiempo existe la posibilidad de jugar al parchís online de forma completamente gratuita. Es sencillo, rápido y puedes hacerlo desde cualquier lugar del mundo.

Si tienes un móvil o un ordenador te vamos a contar cómo Jugar al Parchís Online con miles de jugadores de todo el mundo y sin levantarte del sofá de tu casa. Por supuesto, jugar es completamente gratis todas las veces que quieras.

Para jugar online al parchís debes tener un ordenador o un teléfono móvil con conexión a Internet. Una vez consigas este único requisito debes entrar a una página web que ofrezca Parchís Online las 24 horas del día. En este caso jugaremos desde Fr9.es, una página que te permite jugar a decenas de juegos online completamente gratis.

Lo primero que debes hacer es entrar en Fr9.es/parchis para después elegir sala de juego. Hay varias entre las que puedes elegir y es tan sencillo como pulsar sobre una de ellas. Tienen diferentes nombres y en la parte derecha se muestra el número de jugadores que hay en cada una. Lo mejor es que entres en la sala que más jugadores tiene, pues las esperas para encontrar partida y compañeros serán menores.

Cuando entres en una de las salas empezarás a ver la información que te interesa para poder jugar al parchís online. En la parte central aparecen las mesas disponibles, con las reglas marcadas, los jugadores y los puestos libres.

En la parte derecha tienes la zona de chat en la que puedes hablar para ponerte de acuerdo con otros jugadores. En este chat puedes indicar que vas abrir una mesa nueva con ciertas reglas, por si alguien quiere unirse.

En la zona izquierda de la pantalla puedes encontrar la información de tu perfil, las fichas que tienes disponibles y dos botones: Jugar y crear mesa. Puedes elegir entre ambos botones para ver las opciones a la hora de jugar. Cada partida tiene una reglas que se pueden cambiar. Estas reglas influyen en la cantidad de dados con los que se juega, la condición de los puentes, las fichas que se apuestan o el tiempo para cada turno.

La mejor opción es elegir una de las mesas que ya están creadas y en las que hay jugadores sentados. Echa un vistazo a la cantidad de fichas que debes apostar y las reglas. Si todo te cuadra será suficiente con pulsar sobre ‘Jugar’ en la mesa que elijas. Si hay varios huecos disponibles podrás elegir con qué color quieres jugar. 

Tras esperar a que todos los jugadores estén listos entrarás en la partida y esta comenzará. Será en este momento cuando visualices el tablero de juego con sus diferentes elementos. Es muy sencillo entenderlos todos y solo hay unos pocos que te interesarán a la hora de jugar.

En la zona de tu color puedes ver tu avatar, las fichas que tienes todavía en casa y el cubilete de los dados. Es la zona más importante, pues en todo momento tendrás que recurrir a ella para poder lanzar los dados y también para saber si tienes fichas en casa.

La zona central también es importante en cada turno, pues en este lugar está el contador que determina el tiempo que tienes en cada jugada. Por lo general es de 15 segundos, pero esto depende de la cantidad de tiempo que se haya seleccionado en las reglas.

Conociendo las dos partes más importantes del tablero debes comenzar a jugar. El juego te avisará con un sonido y también con un mensaje cuando sea tu turno. Debes estar atento, pues tendrás solo 15 segundos para cada acción. Lo primero que debes hacer es tirar los dados pulsando sobre el icono del cubilete ubicado en la zona de tu casa.

Para comenzar la partida debes tirar hasta que consigas sacar un doble o un 5. Por defecto las partidas comienzan con una ficha fuera de casa, pero para poder moverla debes sacar un doble. Cuando lo hagas el tablero te permitirá colocar el cursor sobre la primera ficha y moverla.

No debes contar cada vez, el tablero rodea de color rojo las casillas a las que tienes posibilidad de mover dependiendo de los números que hayas sacado en los dados.

Si juegas con dos dados tendrás la posibilidad de ir moviendo fichas de forma independiente con cada dado. Si sacas un 3 y un 4 podrás mover una ficha 3 casillas y otra ficha 4 casillas.

Con esta dinámica deberás ir viendo cómo mueven sus fichas el resto de jugadores y jugar cada turno que te toque con rapidez. Las reglas son las mismas que ofrece el Parchís real, pero con un tablero online y sin elementos reales.

Cuando la partida finalice verás un mensaje en el centro de la pantalla con el ganador y el reparto de fichas para cada jugador. Podrás volver a comenzar una partida con esos jugadores o cancelar y buscar nuevos rivales dentro de la sala.

Desde la web de FR9.es podrás jugar al Parchís Online siempre que quieras y con jugadores de todo el mundo. Cuando controles todos los elementos podrás chatear para que las esperas entre turno y turno sean mucho más amenas.

Trucos para ganar al parchís

¿Quieres mejorar tu técnica de Parchís y tener más probabilidades de ganar? Como todos los juegos con dados el Parchís también tiene un factor suerte bastante importante. Esto no quiere decir que no existan jugadas, estrategias o trucos para tener más probabilidades de ganar, comer otra ficha o sacar la ficha de casa más rápidamente.

Los trucos del Parchís se cuentan por decenas, pero nosotros hemos escogido solo los más interesantes y los que de verdad merecen la pena. Con estos pequeños consejos y jugadas podrás mejorar tu técnica y sacarle ventaja a los jugadores con los que compitas.

Eso sí, ya te adelantamos que implementarlos todos no te asegurará ganar la partida, simplemente tener una ligera ventaja frente a los jugadores que desconozcan estos trucos. Si tienes mala suerte con las tiradas poco podrás hacer para que no te coman las fichas o avanzar más rápidamente.

También debes tener en cuenta que el Parchís normal es mucho menos estratégico que el Superparchís. Cuando en las partidas se juega con dos dados el nivel estratégico es mucho más complejo, pues se pueden hacer jugadas dobles con diferentes fichas. Esto quiere decir que si eres rápido pensando podrás sacarle más partido al Superparchís, el Parchís que se juega con dos dados.

1.- Más sencillo salir de casa con dos dados: si sacar fichas de casa se te suele resistir debes saber que utilizando dos dados tienes un 40% más de probabilidades de sacar un 5 o una suma de 5 entre dos dados. Eso sí, debes tener en cuenta que no solo tú tienes esta ventaja, también el resto de jugadores.

2.- Juega muy seguro cuando estés cerca de la meta: llevar una ficha hasta el final del tablero es algo bastante complicado y seguro que no quieres perderla. Cuando estés cerca de las casillas de llegada es muy recomendable ir jugando con los seguros para no perder estas fichas. Si estás en un seguro no muevas la ficha hasta que tengas suficientes movimientos como para dejarla en otro seguro. No tengas prisa, pues perder una ficha en las últimas casillas puede hacer que pierdas la partida.

3.- No te precipites para contar 10: cuando metes una ficha en la meta puedes contar 10 con cualquiera de las fichas que estén en juego. Puede ser muy tentador hacerlo cuanto antes, pero seguro que es mejor esperar. Si tienes la posibilidad de meter una ficha en meta piensa qué pasará si sumas 10 casillas al resto de fichas. ¿Se quedarán justo por delante de un oponente? ¿Conseguiré comerme otra ficha? Es muy importante esperar al momento oportuno para meter la ficha en casa y contarte 10 en el mejor momento. Puede que un oponente esté confiado con una ficha a 10 casillas de distancia, algo que puedes aprovechar cuando tengas la oportunidad. En este caso no te contarás 10, sino 30 casillas si sumas las 20 por comerte la ficha.

4.- Mucho cuidado con la casilla de salida de los oponentes: si estás en la casilla de salida de un oponente significa que tu ficha está segura. ¿Es cierto? Si este oponente tiene varias fichas en casa y saca un doble 5 mandara tu ficha directamente a tu casa. Él tiene prioridad a la hora de sacar fichas. Esto también ocurre si estás formando un puente con una ficha de otro color. Si el jugador de ese color saca un 5 podrá decidir qué ficha se marcha a casa.

5.- Bloquea con puentes siempre que te sea posible: puede que al resto de jugadores no les haga mucha gracia, pero es lo mejor. Siempre que tengas un puente activo y bloquees la jugada de un oponente significará que vas un paso por delante. Tú podrás avanzar y él no.

6.- Quédate siempre por detrás de tus oponentes: si estás jugando con dos dados significa que la partida es mucho más técnica. Quedarte por detrás de los oponentes puede sonar contraproducente, pero es lo más inteligente. Siempre que estés detrás de ellos tendrás el control para poder comértelo, algo que no podrás hacer si estás justo delante. Elige ser el cazador y no la presa. Debes mantenerte lo más cerca posible del resto de fichas, pero sin sobrepasarlas para no convertirte en la presa. Esto es mucho más sencillo cuando juegas con dos dados, pues tendrás la posibilidad de mover otras fichas y seguir la estela de los oponentes.

7.- Ten en cuenta la distancia al resto de fichas: si seguimos hablando de distancia no debes olvidar con cuántos dados estás jugando al Parchís. Si lo haces con dos dados debes mantenerte a una distancia entre 5 y 6 casillas del oponente y siempre por detrás. Si estás jugando con un solo dado la cosa cambia, pues debes mantenerte a 2 o 3 casillas para tener más probabilidades de comer la ficha. Es pura estadística, pues con dos dados tendrás más probabilidades de sacar un número entre el 4 y el 7, mientras que con un solo dado lo más probable es que saques un 2 o un 3.

8.- Mueve tus fichas por pares: si tienes la posibilidad es muy recomendable que muevas tus fichas de dos en dos, sin distanciarlas mucho. Esto te facilitará crear puentes o bloqueos y fastidiar a tus oponentes. Además, puedes formar un puente o bloqueo siempre que te veas amenazado por un oponente.

9.- Si has sacado dos veces doble, mueve la ficha más retrasada: si sacas tres veces doble en el Parchís la última ficha que hayas movido se irá a casa. Lo más probable es que juegues con la ficha más avanzada, pero piénsatelo dos veces. Si sacas una vez doble mueve como quieras, pero si vuelves a sacar doble es muy recomendable mover la ficha más atrasada. Si después vuelves a sacar doble por tercera vez la ficha que deberá ir a casa será la última que has movido, la más atrasada en el tablero. Es una de las mejores estrategias, pues seguirás moviendo hacia adelante sin arriesgar la ficha más avanzada.

10.- No debes perder la esperanza: las partidas de Parchís pueden ser muy frenéticas y dar la vuelta en cuestión de un par de rondas. Si vas en último lugar o te han comido varias fichas no significa que todo esté perdido. Por supuesto, eres el más vulnerable, pero puedes seguir comiendo y avanzando. Con un poco de suerte podrás darle la vuelta a la partida, por lo que sigue jugando y no te desesperes.

Estos son los 10 trucos para jugar al parchís que más te recomendamos implementar cuando juegues, tanto online como offline. Implementar todos de forma correcta te permitirá tener un mejor control de la partida y desesperar a tus oponentes para que cometan más fallos.

Por último, vamos hablar de una estrategia que puedes utilizar cuando la partida sea de 3 jugadores y el tablero tenga 4 colores. Si te colocas en una posición en la que no tengas a nadie detrás (a la izquierda) tendrás menos probabilidades de que te coman las fichas. Entre tú y el jugador que va por detrás de ti habrá un color de separación que no está utilizando nadie. Esta estrategia es muy útil, sobre todo al comienzo de las partidas. También suele ser interesante en tableros de 6 u 8 colores en los que suele haber más de un hueco vacío.

La historia del Parchís y sus curiosidades

El Parchís tiene una de las las historias más raras y uno de los inicios más espectaculares de los actuales juegos de mesa. Las primeras partidas datan del siglo XVI en la India. En sus inicios no se trataba de un juego de mesa, sino de un juego real con personas reales.

Se dice que el Emperador Akbar utilizaba a varias mujeres de su Arén para jugar al Pacisi, primer nombre que se conoce del actual juego. Este emperador utilizaba un patio de su palacio con suelo de mármol y diferentes casillas pintadas en el suelo. El juego constaba de 16 mujeres repartidas en 4 equipos que debían ir avanzando hasta el centro de la sala, donde esperaba el emperador. Los actuales dados eran conchas de caurí y las fichas las 16 mujeres.

El tablero era bastante diferente a lo que entendemos actualmente como tablero de Parchís, el cual, se fue formando poco a poco con el paso de los años y las patentes.

Este juego que no era de mesa se fue reconvirtiendo poco a poco gracias a los pueblerinos, los cuales, utilizaban un trapo pintado y piedras para simular el patio del emperador. Fue en la India donde se creó y también donde se le dio forma como juego de mesa.

Más tarde fue viajando por los diferentes países de todo el mundo y llegó a Europa de la mano de los ingleses. La propia Reina Victoria fue considerada una jugadora muy asidua del juego de mesa. Fue sobre el año 1860 cuando el juego se occidentalizó y se le dio el nombre de Parkese.

El primer nombre comercial que tuvo el juego en el año 1867 fue Parcheesi y fue cambiando tras la compra de varias empresas estadounidenses de juegos infantiles. A día de hoy el juego se conoce como Parchís en Europa y Latinoamérica o Ludo en EEUU.

Curiosidades del Parchís

Se trata de uno de los juegos de mesa más populares del mundo, por lo que tiene algunas curiosidades que te van a encantar si eres un fan.

1.- Hay un campeonato del mundo: el Parchís tiene un campeonato del mundo que se celebra de forma anual y que se juega en España, concretamente en Huesca. Los actuales ganadores del campeonato son una pareja de españoles que consiguieron batir a otras 191 parejas profesionales de todo el mundo.

2.- Se fabrica en infinidad de materiales: los tableros de Parchís  más comunes son de madera o conglomerado, pero los hay de todo tipo. Existen tableros de cristal, de metal y de piedras preciosas que alcanzan unos precios extremadamente altos.

3.- El juego más exitoso: durante la cuarentena vivida en gran parte del mundo durante 2020 el Parchís se convirtió en uno de los juegos más populares. Su dinámica y la posibilidad de jugarlo online con varias personas hicieron que millones de personas en todo el mundo pasaran horas y horas jugando desde sus móviles.

Otros Tutoriales

¿Cómo jugar Dominó?

¿Cómo jugar Bingo?

¿Cómo jugar Poker?